La Renuncia del Mindefensa y su Prontuario Criminal

Compartir
El carácter del Estado colombiano

Por fin renunció el Mindefensa Guillermo Botero y algunos dan suspiros de alivio y se alegran porque tan horrendo burócrata y criminal haya dimitido de su cargo. Sin embargo, tal hecho es el menos significativo para todo el gobierno de Duque, ya que de su larga lista en el gabinete, sobran burócratas y asesinos ansiosos de escalar en las esferas del poder.

El Mindefensa no es la “oveja negra” de la institución, es simplemente uno de sus más fieles representantes, pues todas las fuerzas armadas están podridas hasta sus más profundos cimientos y chorrean sangre en todas sus charreteras. Todos los gobiernos sin excepción, han hecho uso de las fuerzas armadas legales e ilegales, para matar gente desarmada e inocente y así llevar adelante sus sucios planes, entre los que se cuentan, auspiciar el desplazamiento de los campesinos pobres de sus tierras, promover y permitir el asesinato de dirigentes populares, acolitar las masacres de los paramilitares, favorecer sectores de la mafia “intocables” y garantizar la impunidad de sus crímenes, encubrir los asesinatos de Estado mal llamados falsos positivos y, sobre todo, ahogar en sangre la justa rebeldía y furia popular.

La denuncia de Roy Barreras en el establo parlamentario del bombardeo donde murieron 7 niños (según la fiscalía son 8) y que luego fueron reportados con bombos y platillos como bajas legítimas de guerrilleros muertos en combate, obligó al gobierno de Duque a pedir la renuncia del Mindefensa y llenar el vació con otra de sus hienas.

La disputa y confrontación entre los partidos de las clases dominantes por el poder y la administración pública, ocasiona confrontaciones y que se saquen los trapitos al sol, brindando una magnífica oportunidad para que el pueblo conozca a fondo que tan podrido están los partidos politiqueros, que tan asesinas son las Fuerzas Armadas y que tan opresor y servil es el actual Estado de los intereses de los burgueses, terratenientes e imperialistas. No es extraño, por tanto, que hoy mismo, 8 de noviembre, mientras la bancada alternativa celebra la salida de Botero como un triunfo de la democracia, los jefes de las fuerzas militares le hagan una fiesta de despedida al criminal que abandona la cartera.

El caso denunciado por Roy Barreras no fue el único que escandalizó la sociedad sobre la actuación del Mindefensa; existen otros casos ocurridos este año que también merecen señalarse, donde queda en evidencia que no es el problema de una sola unidad militar, sino una directriz de las clases dominantes y las altas cúpulas:

  1. El 28 de octubre el líder indígena Flower Trompeta fue hallado muerto por sus compañeros con signos de tortura en Corinto-Cauca, el Ejército aseguró haberlo dado de baja en combate con tiros de larga distancia.
  2. El 19 de septiembre el Ejército reportó la muerte en combate de Ezequiel Méndez, escolta de la líder política Yolanda Gonzáles en una vía entre Norte de Santander y Arauca; sin embargo, los audios y las evidencias que grabó la protegida, muestran que el Ejército disparó a mansalva.
  3. El 5 de septiembre en Jamundí, apareció el cuerpo del guardia indígena Omar Guasaquillo quien fue encontrado por sus familiares a 100 metros del sitio donde el Ejército dijo que se había presentado un combate; el Ejército lo reportó también como una baja legitima, pero no ha dicho aún con quién fue el combate, ni cuándo ocurrieron los hechos.
  4. El 27 de julio en Lizama-Santander, Rafael Caro, un joven exaltado contra el Ejército, murió por un disparo directo de fusil, el Mindefensa y la Fiscalía alegaron que fue un disparo accidental que rebotó del piso, pero el piso era de arena y tal hecho fue desmentido inmediatamente por los videos que circularon en redes.
  5. El 4 de mayo, el Ejército reportó la muerte en combate de José Albeiro Chaparro y Eliecer Gonzáles en la vía Tame-Arauca, pero la pistola que la Fiscalía encontró en sus manos tenía balas de salva.
  6. El 22 de abril en Convención-Norte de Santander, ocurrió el caso de Dimar Torres, desmovilizado de las FARC, quien fue torturado y asesinado brutalmente por el Ejército; hace poco fue conocido un chat donde se evidencia lo meticulosamente que se planeó su persecución y ejecución. En su momento el Mindefensa alegó que Dimar Torres había muerto en un forcejeo con un militar.
  7. El 26 de marzo en Tumaco-Nariño, los familiares de Wiston Preciado vieron cómo el Ejército lo baleó en la cama mientras dormía, para luego asegurar que lo había matado en un combate al lado de “alias Guadaña”.

Todos estos casos, que son apenas una muestra, dan claridad sobre la actuación de las fuerzas represivas; ratifican que los mal llamados falsos positivos son una práctica común y corriente dentro de las fuerzas militares.

Ahora bien, sobre la muerte de los niños en el bombardeo se ha dicho mucho, los uribistas por su parte tratan de inculpar a sus esbirros alegando un necesario “daño colateral”; argumentando que los niños sí eran terroristas, etc. La fuerza aérea colombiana y su modernización tecnológica ahora se encuadra dentro de los márgenes de las fuerzas armadas de los países imperialistas, que con toda la tecnología comenzada a desarrollarse desde la Segunda Guerra Mundial, y ahora con la ayuda de la computación, los drones y los misiles tele-dirigidos e inteligentes se han convertido en auténticos ejércitos mata-niños. De todos los bombardeos de los imperialistas yanquis en Irak, el 90% de las bajas eran civiles, de ellos el 30% fueron niños. El Ejercito de los Estados Unidos es el ejército más asesino de niños en el mundo, seguido de Israel con sus reiterados bombardeos sobre Palestina. Rusia, Francia e Inglaterra también registran miles de víctimas infantiles en Siria.

Con la renuncia “obligada” de Botero la hidra perdió apenas una de sus cabezas”; pero al gobierno uribista de Duque hay que golpearlo duramente y desbaratarle todo su paquete de reformas antiobreras y antipopulares con la lucha organizada en las calles, tal y como se viene haciendo en Ecuador y Chile. La única justicia verdadera es la justicia revolucionaria, solo así se hará pagar a todos estos criminales por sus atroces actos contra las masas populares, tal y como obraron los bolcheviques con el asesino zar en Rusia.

También te podría gustar...