Liberan a un mafioso mientras los presos del pueblo mueren en las cárceles

Compartir
Liberan a un mafioso mientras los presos del pueblo mueren en las cárceles 1

Alberto Santofimio Botero de 77 años de edad, recuperará la libertad condicional después de que un juez así lo decidiera, por haber cumplido tres quintas partes de su condena y pagar $5,3 millones. El exministro de justicia, excongresista y amigo cercano del mafioso Pablo Escobar Gaviria, paga una condena de 24 años por el asesinato del dirigente del Partido Liberal Luis Carlos Galán Sarmiento. Esto deja en claro que la justicia tiene sello de clase, y la pandemia del Covid-19 ayudó ratificarlo.

La justicia burguesa dejará en libertad a un delincuente como Santofimio Botero, político mafioso de la crema y nata de la oligarquía y lo enviará a su apartamento a guardar una cómoda cuarentena. Mientras tanto, miles de detenidos en diferentes cárceles del país tuvieron que amotinarse, 23 murieron en La Modelo y 83 resultaron heridos sólo en esa cárcel, Santofimio saldrá el próximo viernes 27 a más tardar. Bajo el capitalismo hay enfermos, estudiantes y detenidos de primera y otros de tercera, todo depende de la capacidad económica de los mismos o del peligro que representen para el sistema.

Por ejemplo, bajo esa misma premisa, y si la justicia fuera verdaderamente imparcial y no se tambaleara según los designios del capital, hace varios días hubieran salido de las cárceles los mayores de 60 años, los enfermos crónicos, las mujeres embarazadas o lactantes que están en alto riesgo de contagio del Covid-19, entre otras cosas, por el altísimo hacinamiento de las cárceles colombianas. Pero es una política imperialista que no se suscribe sólo al ámbito nacional, pues en ese mismo sentido, a Julian Assange director de Wikileaks una Corte en Londres le negó el pedido de libertad a pesar de estar en alto riesgo de contagio debido a su historia clínica; y ni qué decir del Presidente Gonzalo dirigente de la Guerra Popular en el Perú, el cual cumple en septiembre de este año 28 años de su detención y aislamiento en una mazmorra de ese país y el cual tiene 85 años de edad.

Exigimos que los presos más vulnerables continúen pagando su condena en sus casas si sus familias están de acuerdo. Exigimos libertad inmediata para los presos políticos que luchan contra el capitalismo o que denuncian las canalladas que cometen los imperialistas, para garantizar sus vidas y optima salud. Si bien la justicia para el pueblo llegará con la instauración del Socialismo en el cual las condenas serán verdaderas resocializaciones, es urgente que los regímenes capitalistas tomen las medidas más adecuadas para garantizar la vida tanto de ellos como la de sus familias.

También te podría gustar...