¡Si tocan a una, respondemos todos!

Compartir
¡Si tocan a una, respondemos todos! 1

Esta debe ser la consigna de todo el pueblo ante los abusos que cometen el sistema capitalista, el régimen y las clases dominantes. Ya todos conocemos la noticia que por medios de desinformación y por redes sociales rueda sobre lo ocurrido con Anyeli Alejandra Úsuga Rúa, quien luego de ser asesinada de camino a casa, en el municipio de Segovia, su cuerpo fue violentado nuevamente, exponiendo a familiares y cercanos de la niña a la más profunda tristeza, pero dejando ver lo podrido que está el sistema.

Es evidente que las investigaciones que dicen adelantar las autoridades, son demagogia pues la mayoría están archivadas y quedan en el olvido; incluso cuando los hechos son contundentes como en el caso Yuliana Samboní, donde dieron con el responsable, la plata movió la justicia de los ricos y el violador y asesino consiguió reducir penas y salirse con la suya.

El caso de Anyeli es uno de los muchos en contra de mujeres, niños, dirigentes sociales, abusados y asesinados, en donde los explotadores buscan sembrar el terror y el miedo en momentos en que el pueblo se levanta y exige sus derechos. Los jóvenes y sobre todos las mujeres y niños son un blanco; por un lado, las mujeres constituyen más de la mitad de toda la población en Colombia, según el último censo del DANE, y por el otro, los jóvenes se muestran por estos días muy combativos ante las infamias del régimen terrorista.

Por eso nos acogemos a la consigna de las mujeres de todos los países ¡Si tocan a una, respondemos todos!, hombres y mujeres del pueblo estamos en capacidad de responder por nuestros dirigentes, nuestros niños, jóvenes, madres, padres; de responder con la lucha revolucionaria, incluso con la violencia organizada de las masas, así como el Estado ataca con violencia en nuestra contra.

Como se pudieron dar cuenta las clases enemigas el 21N, el 9S y 10S, estamos preparados a dar la vida para cambiar de fondo este sistema, que solo nos ofrece miseria y muerte. No estamos dispuestos a perder una vida más sin ejercer la legítima defensa por tratar de defenderla. ¡Si tocan a una, respondemos todos!

También te podría gustar...