LAS MENTIRAS DEL DANE Y LAS VERDADES DEL PUEBLO

Compartir

LAS MENTIRAS DEL DANE Y LAS VERDADES DEL PUEBLO 1

El DANE, Departamento Nacional de Estadística, es la institución del Estado burgués encargada de limpiarle la cara a la podrida sociedad burguesa por medio de cifras amañadas. Por estos días, usando todo tipo de tecnicismos y terminología academicista, llegaron a una descarada conclusión: un colombiano no es pobre si sus ingresos mensuales superan los $241.673. A los ojos de cualquiera, incluso de la burguesía filantrópica, esto es una gran mentira, pues millones de personas tienen que ingresar en el «rebusque» para completar por lo menos dos salarios mínimos que cubran las necesidades básicas de tres o cuatro personas de la familia obrera.

«Pobreza multidimensional», «pobreza extrema», «pobreza monetaria»… son academicismos burgueses que usan los intelectuales al servicio del capital para esconder la miseria cada vez más creciente, en contraposición a la inmensa riqueza cada vez más concentrada en menos manos, como confirman los estados financieros de los grandes grupos monopolistas, el capital parásito financiero que al cierre del 2016 reportó utilidades por 12,5 billones de pesos y el ascenso en el ranking mundial de los multimillonarios parásitos Sarmiento Angulo, Ardila Lulle y Santodomingo.

LAS MENTIRAS DEL DANE Y LAS VERDADES DEL PUEBLO 2

Los datos del DANE son basura burguesa, que periódicamente usa la estadística oficial cambiando sus “indicadores” para mejorar la imagen de los gobernantes. Llegar al cinismo de decir que entre el 2010 y el 2016 cinco millones de personas salieron de la pobreza es una infamia que nadie cree; sobre todo, los millones de hombres y mujeres que tal vez no entiendan de tecnicismos amañados, pero que sí sufren a diario el desempleo, el hambre, las enfermedades no atendidas, el analfabetismo, la tercerización laboral… en últimas, la pobreza que el capitalismo imperialista se ha encargado de multiplicar entre miles de millones de trabajadores de todos los países.

Mentiras contrastadas por las verdades del pueblo, que a diario se lanza a lucha, a la manifestación, al bloqueo, al paro a la asonada porque sus condiciones materiales empeoran cada vez más: luchas por mejorar el transporte, la salud y la educación; huelgas de obreros por ganarle a la burguesía alza en el salario y mejorar las condiciones laborales; hombres y mujeres de distintas clases se indignan por miles contra la usura del capital financiero, que es respaldada por la dictadura que ejecuta el Estado burgués, terrateniente y pro imperialista.

Contra las cifras de los académicos sirvientes de la burguesía y los terratenientes, defensores del Estado de los dueños del capital, se levanta la verdad de las familias obreras sobrevivientes de los despidos y los salarios de hambre; en oposición a las mentiras del DANE al servicio de las clases que detentan el poder del Estado por medio del gobierno de turno, se erigen las verdades de los millones de campesinos pobres y medios, desplazados y empobrecidos por los grandes capitalistas; contra las cínicas declaraciones mentirosas de los medios oficiales se erige la verdad de los pequeños comerciantes arruinados por el capital financiero y de los intelectuales y artistas del pueblo, que buscan la verdad en los hechos pues no tragan entero. El pueblo necesita beber de las verdades del Socialismo científico para emprender con entusiasmo la lucha por la construcción de una mejor sociedad.

También te podría gustar...